SONDEO DEMUESTRA QUE LOS EMPRENDEDORES DESPIERTAN AL OPTIMISMO

La pandemia de coronavirus y el complicado panorama económico orilló a los mexicanos a cambiar la manera de trabajar, por lo que muchos ellos optaron por convertirse en freelancer: ofrecer sus servicios de manera independiente, sobre todo en las áreas legales, financieras y académicas.

A partir del mes de marzo, comenzaron a presentarse casos del nuevo coronavirus, por lo que desde entonces el país tuvo que tomar medidas de seguridad.

Al inicio de la emergencia sanitaria se disparó el número de freelancers en México, puesto que se registraron 4,628 nuevos usuarios en enero; 4,070 en febrero; 5,200 en marzo; 7,207en abril y 6,800 en mayo, de acuerdo con datos de Workana, un marketplace que reúne trabajadores independientes.

Durante lo meses de confinamiento, ser freelance se volvió en una opción para quienes perdieron su trabajo en ese lapso, así como para quienes buscaron aumentar sus ingresos o utilizar su tiempo libre, indicó Guillermo Bracciaforte, cofundador de Workana

No sólo vimos el surgimiento de personas nuevas trabajando en la página, sino personas que tenían una cuenta y que la reactivaron en este periodo”, relató en entrevista para Forbes México.

Aunque esta actividad creció 42% en América Latina, en este país el crecimiento neto fue del 12%, es decir, se superaron más de 220,000 usuarios durante este periodo, subrayó.

El distanciamiento social obligó a varios profesionistas a utilizar este modo de trabajo, sobre todo a quienes su labor requiere de presencia física, como médicos, psicólogos, entrenadores físicos, profesores de gimnasia, entre otros, explicó Bracciaforte.

Aunque los servicios que comúnmente se ofrecen por esta plataforma digital son los referentes al desarrollo web, diseño y de redacción; en el mes de abril otras categorías tuvieron incrementos importantes como las referentes a finanzas y administración, las cuales crecieron 113%; así como las actividades legales, quienes subieron un 100%.

“Lo que creció en la demanda de parte de las empresas fueron los servicios de digitalización: empresas que necesitan vender online, servicios de marketing digital, procesar pagos en internet y recibir más soporte o personas para ayudar al soporte de el canal de ventas”, acotó.

A pesar la emergencia sanitaria aceleró varias tendencias tecnológicas, cuando ésta termine habrá un equilibrio entre lo digital y lo presencial.

Esta opción de trabajo es más usual entre los jóvenes menores de 30 años, sin embargo hay personas mayores de 40 y 50 años que han buscado integrarse al mundo laboral de esta manera

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: